Crédito

Consejos para cuidar tu puntaje de crédito

El puntaje de crédito o score es una calificación a través de la cual las entidades financieras pueden determinar la probabilidad que tiene una persona para realizar el pago de sus obligaciones crediticias.

Una vez adquieres algún tipo de producto financiero como tarjetas de crédito o prestamos, das inicio a su vida crediticia y con ella al registro de tu puntaje de crédito.

Muchas personas creen que tener una buena calificación de crédito depende únicamente de realizar sus pagos a tiempo. Sin embargo, hay muchos factores más que pueden ayudarte a mantener una buena calificación crediticia y de esta manera acceder a servicios financieros sin problema. A continuación te explicaremos algunos de ellos.

  • Ten cuidado con los plazos.

Evita diferir a un gran número de cuotas compras pequeñas, es más, de ser posible no uses tus tarjetas de crédito para compra de artículos de uso diario o difiere estas compras a una sola cuota.

Solo las grandes compras deben diferirse a largos plazos y de esta manera empezarás a construir tu historial crediticio.

  • Trata de hacer pagos puntuales

“La mora” o el tiempo que te demoras en pagar tus obligaciones crediticias también puede afectar tu calificación.

Evita excederte más de 30 días de la fecha límite de tus pagos, pues después de ese periodo se pueden generar reportes negativos ante las centrales de riesgo, por los cuales las entidades financieras pueden llegar a negarte sus servicios de crédito.

  • Mantén tu información personal actualizada

Trata de mantener tus datos personales al día en las entidades financieras con las que estés vinculado, de no hacerlo, se podría percibir que estás tratando de evadir algún tipo de contacto con estas, lo cual daría una señal negativa en tus futuras solicitudes de crédito.

Mantente atento de las jornadas de actualización de datos que las entidades realicen o reporta cualquier cambio en tus datos personales a través de los medios que tengas disponibles.

  • Crea historia crediticia

Adquiere algún tipo de producto (tarjetas de crédito, préstamos, etc.) que den inicio a tu vida y experiencia crediticia que permitan verificar tu comportamiento crediticio.

Este es un factor fundamental para que las entidades financieras te otorguen o no un crédito.

  • Revisa periódicamente tu historial crediticio

Tienes derecho a conocer y saber qué pasa con tu historial crediticio. Este tipo de consultas las puedes hacer en las centrales de riesgo pertinentes.

Entidades como DataCrédito Experian o TransUnion tienen a disposición centros de atención y servicio donde puedes consultar tu historia crediticia de forma gratuita una vez por mes solicitando una cita previa y presentando tu documento de identidad.

  • Ten cuidado con las deudas pequeñas

Cualquier deuda, por pequeña que esta sea, puede hacer que lo reporten ante centrales de riesgo y generar que le nieguen su solicitud de crédito en un futuro.

Paga todas sus deudas oportunamente y evita dolores de cabeza más adelante.

  • Solicita paz y salvos

Cuando termines de pagar una deuda con una entidad financiera siempre solicita tu paz y salvo para tener un comprobante que certifique que cumpliste con el pago de tus obligaciones crediticias.

  • Ahorra

Además de productos de crédito adquiere también cuentas o productos de ahorro con las entidades financieras de tu interés. Estas acciones son muestra de que conoces la importancia de ser organizado con tus finanzas y de contar un respaldo económico.